Retos futuros de las instituciones de seguridad: la GN y la SSPCDMX

Retos futuros de las instituciones de seguridad: la GN y la SSPCDMX

Las instituciones, así como las personas, requieren diseñar estrategias para sobrevivir a los entornos adversos que enfrentan.  Nadie sabe que le depara el día de mañana por lo cual es sensato tomarse un tiempo para pensar en cómo sería aquello que hoy nos es desconocido e incluso prepararse para enfrentarlo. Hay muchas estrategias para enfrentar el futuro, algunas se pueden implementar rápidamente, otras son útiles pero muy costosas y otras más requieren de tiempos de aplicación muy lentos. Sin embargo, generalmente las instituciones no suelen reflexionar en el abanico de opciones de solución que tienen en el horizonte y más bien escogen invertir recursos financieros como un mecanismo rápido que demuestre que se está haciendo algo para enfrentar esos nuevos retos. La Guardia Nacional y la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México son dos instituciones que han emprendido esta ruta haciendo sendas inversiones para lograr ser más eficientes y efectivas. Algunas de esas inversiones les han dado frutos y otras francamente no. Por ejemplo, La Guardia Nacional, que recientemente cumplió 3 años, ha logrado resultados positivos como superar los problemas de reclutamiento que tuvo su antecesora La Gendarmería de la Policia Federal; también ha conseguido un despliegue territorial amplio y ha podido construir sus propios cuarteles; e indudablemente tiene un amplio reconocimiento presidencial y un peso muy importante dentro de las instituciones civiles y militares que combaten a la criminalidad, entre otros. Por su parte, las inversiones de los últimos 10 o 15 años en la Secretaría de Seguridad Ciudadana han rendido frutos dado que tienen una ventaja. Esto es que no se realizaron partiendo de...
Análisis estratégico para conocer el comportamiento de la criminalidad

Análisis estratégico para conocer el comportamiento de la criminalidad

La criminalidad mexicana es prolífica; en las últimas décadas, ha demostrado capacidad de adaptación para continuar ampliando su participación en los negocios. Con vaivenes, como en cualquier negocio, es desde hace tiempo una de las mayores amenazas a la seguridad y estabilidad de México y otras naciones. Pese a ello, el gobierno mexicano continúa estando un paso, grande, atrás, para hacer frente a una criminalidad que se desarrolla a gran velocidad aprovechando las oportunidades locales y globales. México, con sus muy limitadas capacidades institucionales, continúa luchando en contra de las más de 40 principales actividades criminales sin tener claridad sobre los fenómenos que se desarrollan en el país. Esto le impide prevenir o planear a futuro el sistema de seguridad. Para ser justos, hay que reconocer que pocas son las naciones con estas capacidades, como también son pocas las que tienen amenazas criminales y violentas similares a la mexicana. La planeación y selección de prioridades en el sector de seguridad mexicano, pese a los intentos de actualizarlo y formalizarlo, tradicionalmente es guiada por actores externos a las instituciones de seguridad. En general, los hechos de violencia de alto perfil; las denuncias ciudadanas de relevancia; fenómenos largamente documentados o las presiones desde otras naciones definen las agendas de las instituciones de seguridad. Esta reactividad, que dependiente del comportamiento de terceros, impide planear, producir evidencia y análisis estratégico que vaya más allá del ahora; por lo que en la práctica se complica una toma de decisiones certera acorde con la situación y las tendencias criminales. El análisis estratégico, de situación y/o tendencias, suele ser un instrumento para guiar a las instituciones...
Los retos pendientes del Sistema Nacional de Inteligencia

Los retos pendientes del Sistema Nacional de Inteligencia

En materia de inteligencia hay un tema pendiente que ha rondado desde el sexenio del presidente Peña Nieto y sigue permeando en la presente administración, esto es la creación del Sistema Nacional de Inteligencia (SNI). La idea con su creación es que el SNI sustente el proceso de deliberación del Consejo de Seguridad Nacional con productos de inteligencia y con ellos, las instituciones que forman parte de la comunidad de seguridad y defensa puedan evaluar oportunamente los desafíos, presentes y futuros de la seguridad nacional. Por diversas razones el SNI no se ha podido consolidar. En anteriores ocasiones hemos tratado algunas causas como son la falta de personal capacitado y especializado en inteligencia, la ausencia de mecanismos de coordinación formales entre instancias, la sobre carga de trabajo, entre otros, sin embargo, la realidad es que la principal razón no es de origen técnico o político, sino de una profunda reflexión sobre el futuro de la inteligencia mexicana. A nuestro parecer, esas preguntas de fondo que el SNI tendrá que resolver son: ¿Qué tipo de servicio de inteligencia requiere México para los retos del S.XXI?¿Qué tipo de amenazas espera enfrentar el Estado Mexicano en los próximos años?¿Cómo aprender mejor de los errores y como rendir mejores cuentas? Pero también hay retos de forma. Destaco solo los siguientes, aunque habrá muchas otras referencias que se pueden encontrar en los escritos de CIS Pensamiento Estratégico: El marco jurídico de la inteligencia. La Ley de Seguridad Nacional, donde existe un apartado para la inteligencia, esta superado. El marco institucional mas robusto se da posterior a esa Ley que se expide en 2005 y...
Señales internacionales para la lucha contra la criminalidad mexicana

Señales internacionales para la lucha contra la criminalidad mexicana

La semana pasada se hizo público que el ex presidente de los Estados Unidos de América, Donald Trump, consultó la posibilidad de eliminar criminales en suelo mexicano. Mientras tanto, el Departamento de Estado colocó como prioridad el contrabando y consumo de fentanilo y el Centro para el Monitoreo de Droga en Europa alertaron de una expansión en la participación de ciudadanos mexicanos en el tráfico y contrabando de metanfetaminas.  La idea de Donald Trump, que por fortuna no prosperó, hace evidente y explícita una noción que desde hace más de una década circula en los pasillos de la comunidad de seguridad e inteligencia para enfrentar la amenaza criminal mexicana: calificar de terrorismo a la violencia extrema que ejercen para así instrumentar una campaña para combatirla; que bien podría ser la síntesis de las experiencias de los Estados Unidos en Pakistán, Yemen y/o Somalia. Desde los atentados el 11 de septiembre de 2001, en la posterior guerra global contra el terrorismo, los Estados Unidos de América han liderado una campaña preventiva que incluye eliminar blancos terroristas en aquellos lugares en donde los gobiernos locales son omisos o se encuentran incapacitados para detener o eliminar la amenaza. El uso de vehículos aéreos no tripulados y la creación de la mítica baraja de póker con las caras de 52 blancos preferentes y prioritarios de la guerra contra el terrorismo han sido claves para la campaña. Pakistán, Somalia y Yemen, son lugares en donde de forma intensiva se ha desarrollado la campaña preventiva que se ha visto cristalizada con el despliegue de un equipo de fuerzas especiales para eliminar a Osama Bin Laden...
¿México requiere un coordinador(a) de inteligencia?

¿México requiere un coordinador(a) de inteligencia?

Para alimentar la toma de decisiones del gobierno de México, el presidente López Obrador cuenta con 8 instancias que realizan actividades y producen documentos de inteligencia. Siete (dos militares y cinco civiles) tienen una orientación a la inteligencia criminal y una a temas de riesgos sanitarios. Cada una de estas instancias producen conocimiento relevante de inteligencia que llega por distintos medios a la mesa de decisiones del presidente. Ahora, la pregunta es sí cada una de estas instancias debería hablarle al oído al presidente sobre temas de inteligencia o tendría que ser una sola figura central que recopile todo lo producido por las diversas instancias y hacérselo llegar directamente por una única via. Esta es una discusión operativa importante sobre los servicios de inteligencia, es decir, que tan centralizados o descentralizados deberían de estar de la toma de decisiones. Siguiendo el modelo mexicano de la administración pública federal, se esperaría que la inteligencia tuviera una organización central, sin embargo, técnicamente no es así en el día a día y eso trae algunos problemas en el momento de operar temas de inteligencia bajo contextos complejos como lo es el mexicano por que no existe una base jurídica o política de coordinación que obligue a las instancias a cooperar. En el 2019, la administración del presidente López Obrador hizo reformas al aparato civil de inteligencia.  Sin embargo, se perdió la oportunidad de discutir este y otros temas claves de la inteligencia dado que las reformas partieron de las polarizaciones políticas y esos reformadores lo que querían era ganar el juego de vencidas de los conflictos de poder e ignoraron las intenciones...
La (obsoleta) regulación de la Seguridad Nacional mexicana y el futuro del planeta

La (obsoleta) regulación de la Seguridad Nacional mexicana y el futuro del planeta

El marco normativo de Seguridad Nacional necesita, con urgencia una renovación y actualización, que lo coloque acorde a los nuevos y a los tradicionales retos y amenazas. La ley de Seguridad Nacional actual es inadecuada para cumplir su función y hasta el momento parece que no ser un tema de interés para la 4a Transformación, quien, al igual que los gobiernos anteriores, continuará perdiendo tiempo en su adecuación a un mundo convulso que avanza a pasos agigantados y en que se deja en el camino a quienes no pueden seguir el paso. Por primera vez en la historia moderna se comienza a tener conciencia de que nuestro planeta puede dejar de ser habitable en un futuro no tan lejano. El cambio climático, todos los días y en todos los lugares, nos recuerda su presencia e impacto en nuestras vidas diarias, así como, la necesidad de revertirlo. La inhabitabilidad de regiones, continentes y potencialmente todo el globo terráqueo nos hace conscientes de la importancia de la prospectiva y de pensar las consecuencias que el presente traerá para un futuro incierto. Para naciones como México, sumergidas en el ahora y lo inmediato, haciendo esfuerzos para subsanar los retos del pasado y mejorar poco, muy poco, las condiciones y desarrollo económico, social y político presente, pensar a futuro es una práctica extraña, que generalmente se deja a naciones más desarrolladas, quienes, en la práctica y por encima de las soberanías, deciden sobre el futuro de todas las naciones del planeta. México, al igual que las naciones en desarrollo, lucha desde hace décadas en contra de fenómenos gestionados, y en pocos casos superados,...